Para el próximo año, los más de 62 millones de contribuyentes que hay en el país podrían pagar menos impuestos ante la actualización de la tarifa del Impuesto Sobre la Renta (ISR), la cual se ajustará con base en la inflación.

“No va a haber una sola persona que pague un solo peso más de impuesto por esta actualización, pero sí va a haber muchas personas que van a pagar menos; esta actualización les ayudará a preservar su poder adquisitivo”, dijo Juan Rebolledo, titular de la unidad de política de ingresos tributarios de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

En el marco de la aprobación de la Ley de Ingresos de la Federación (LIF), explicó que en la Ley del ISR se determinó que una vez que la inflación acumulada supere 10% desde la fecha en la que se actualizó por última vez, se deben cambiar los umbrales del límite inferior y superior en los que se establece la cuota fija del ISR.

“Si una persona ganaba 80,000 pesos al año, entraba en la tarifa del pago de ISR de 16%, por que llegaba en el cajón de ingresos de 106,000 pesos. Entonces, ahora que se actualicen las tarifas, entrará al cajón donde se cobra 11% de ISR”, detalló.

Añadió que esta actualización no forma parte de los cambios de la LIF del 2018, es un cambio que se estableció desde la reforma fiscal del 2014.

En el caso de que una persona perciba un aumento salarial más alto que la inflación, entonces sí tendrá que hacer una contribución mayor del ISR, pero si no registra un aumento en su salario, se vería beneficiado porque mantiene su poder adquisitivo, acotó el funcionario.

El diputado panista Armando Alejandro Rivera Castillejos indicó que con la actualización de este impuesto, se estimaron los ingresos que se obtendrían por el ISR para el próximo año, los cuales se ubicarán en 1 billón 566,186 millones de pesos.

Fuente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here