Cada vez más, los propietarios o directores de oficinas están invirtiendo en el bienestar de los usuarios para eficientar los procesos y registrar mayores ganancias

Sustentabilidad e inclusión

África Rubio, directora de Servicios de Sustentabilidad de Cushman & Wakefield, explicó que las transformaciones físicas y operativas dentro de las oficinas en México resultaron en la persecución de tres certificaciones muy importantes a nivel internacional sobre sustentabilidad, accesibilidad y bienestar del usuario.

“La primera es LEED, que es un sistema de certificación de edificios sostenibles enfocado al tema de la sustentabilidad: eficiencia energética, uso de energías alternativas, mejora de la calidad ambiental interior, eficiencia del consumo de agua y selección de materiales. Cushman & Wakefield busca obtener el nivel LEED Gold” detalló.

Para ello, se automatizaron los sistemas de aire acondicionado e iluminación. Se cuenta con sensores que se encargan de medir los niveles de concentración de CO2 dentro de cada espacio y activan el aire acondicionado sólo cuando el número de personas aumenta. También, se incluyó un sistema de iluminación llamado DayLight Harvesting que aprovecha la luz exterior para iluminar los espacios sin utilizar recursos extras, de acuerdo con datos proporcionados por Yahir Sarmiento.

La segunda es la certificación Well enfocada en  estrategias integradas entorno al bienestar del ocupante. Dentro de ella se incorporan diferentes aspectos como la calidad del aire, la disponibilidad de iluminación natural, la calidad del agua para beber, el equilibrio de la alimentación, mente y cuerpo, así como confort general del usuario, para darles protagonismo a los usuarios de las oficinas o edificio.

Fuente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here