Cuando China anunció sus primeras medidas para enfrentar el coronavirus, fueron muchos los que bromearon sobre la posibilidad de que las infecciones vistas en títulos como Exterminio (2002) o Estación zombie: Tren a Busan (2016) se hicieran realidad. Sin embargo, la propagación del virus alrededor del mundo cambió el estado de ánimo de muchas personas: el 66% de los estadounidenses se dicen preocupados ante la posibilidad de que la enfermedad se esparza por su país [vía]; el 59% de los británicos la considera una epidemia [vía]; el 56.3% de los mexicanos temen que el sistema de salud nacional no esté preparado para contener la amenaza [vía].

Especialistas aseguran que las situaciones de emergencia producen un alto nivel de estrés que puede alterar gravemente el estado de la gente, siendo el cine uno de los mejores modos de mantener la calma al funcionar como un importante distractor de los problemas del mundo real. Quizá por ello resulte tan irónico que, en medio de una crisis sanitaria como la que aqueja en la actualidad, el público haya convertido a Contagio (2011) en una de las películas más vistas en lo que va del año.

En este punto, ¿es una cintavcatártica? La cinta dirigida por Steven Soderbergh gozó de buenas críticas durante su estreno al cosechar un 85% de aceptación en Rotten Tomatoes, pero ni siquiera estos buenos comentarios o su elenco multiestelar integrado por Matt Damon, Kate Winslet, Marion Cotillard, Jude Law, Gwyneth Paltrow y Lawrence Fishburne le convirtieron en un fenómeno de taquilla. Así lo demuestran los $136.5 mdd acumulados durante su corrida comercial que le ubicaron en la 61º posición de recaudación global del 2011.  Esta situación ha cambiado dramáticamente casi una década después al posicionarse en el top ten de películas más alquiladas en iTunes en Estados Unidos, siendo además el único título en la selección que no estrenó en 2019, así como la segunda película más vista de Warner en este 2020 [vía].

La Dra. Mayra Citlali Tovar Sánchez, médica adscrita en la unidad de psicología del Hospital General de México, asegura que “esto del estrés es algo muy particular […]. Hay gente para quien una película de terror le resulta catártica. Todo depende de lo que necesitemos en ese momento”. Sobra decir que Contagio no es un filme de terror, sino un thriller médico que se torna espeluznante porque muestra la manera en que la cotidianeidad es devastada por un agente extraño y letal. En este caso, la amenaza invisible de un virus que según especialistas podría contagiar del 40% al 70% de la población mundial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here