Para los fans de la serie ¿recuerdan que en Black Mirror nos presentan algunas tecnologías en las cuales los protagonistas podrían visualizar y manipular a detalles recuerdos de su memoria o incluso darle “me gusta” a las personas que vemos en la calle? Pues bueno, fue lo primero que me vino a la mente cuando se dio a conocer la noticia de Microsoft en la que anuncia que ha estado trabajando en interfaces cerebro-computadora  logrando una patente para un sistema de detección de ondas cerebrales que podría mejorar la experiencia de las aplicaciones cuando se usan sistemas basados en gestos en auriculares con realidad aumentada.

La patente, llamada ‘Cambio de un estado de aplicación usando datos neurológicos’ ( Changing an application state using neurological data), se basa en investigaciones sobre el uso de nodos de electroencefalografía (EEG) para medir la actividad cerebral ¡qué diablos!

El EEG se usa generalmente en un contexto clínico, con una banda colocada alrededor de la cabeza de una persona. Pero Microsoft y otros ven potencial para el EEG en tecnología de consumo.

Según el nombre de la patente, Microsoft se preocupa por cambiar los estados de la aplicación usando la mente ¡como el poder mutante de Charles Xaviers! Explica este enfoque en el contexto del software de modelado 3D, donde acciones como hacer clic y arrastrar resultan en diferentes operaciones dependiendo del estado de una aplicación en el momento en que se recibe la entrada.

La tecnología que describe podría encajar muy bien con los auriculares HoloLens de Microsoft ya que el sistema funciona en conjunto con controles gestuales, en lugar de utilizar necesariamente ondas cerebrales para reemplazar los gestos. Aunque HoloLens parece prestarse al sistema de control mental de Microsoft, Microsoft dice que podría ser utilizado en un PC o smartphone.

La realidad ha superado la ficción ¡bravo!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here